jueves, 14 de octubre de 2010

Nuestra vida online IV o ¿Hay alguien ahí?

Antes que nada, recapitulemos:

En mi vida online I me jacto de ser una vieja zorra (ejem) y plateada del internet. Es un post autocomplaciente que debe leerse con precaución. Por fortuna, mi mente se aclaró en Mi vida online II. En esas líneas hablo de lo que he ganado y perdido por tener una vida online. Mi vida online III nació por un shock ideológico con un texto que encontré de mi idolazo, Juan Villoro.

Esa tercera entrega causó un enorme revuelo (es un decir) y hubo varios comentarios a favor, en contra y una abstención causada por la mariguana (¡HOLA Zónico!). Sin embargo, sus autores rescataron varias ideas sin orden que quisiera retomar.

Nueve Viento recuerda unas líneas de Villoro y hace una sabia analogía entre el futbol y las redes sociales (o nuestra vida online) con las que re-interpreto las palabras del escritor. En resumen, como sociedad tenemos la red social que merecemos. Y aquí, tristemente, tengo que admitir y compartir el hartazgo de Guffo y la tristeza de los hoygans de Dartle.

En este momento podría escupir al cielo (en diagonal) y maldecir a Carlos Slim (me debe varias). Puedo jurar que me importa muy poco cómo juzgue la historia, a ésta, la generación del internet. Que yo sigo con mis ochenta blogs y de aquí no me muevo. Lo cierto es que no quiero, que no me da la gana y que me preocupa.

Me preocupa, por un lado, que mis letras sean denigradas haber nacido en un blog. Por otro lado, me inquieta el volverme una cabezona berrinchuda en internet porque alguien ofendió a sus amigos imaginarios. Lilián lo dice sabiamente. Crecimos con él, perdimos el tiempo en él y hasta nos hicimos amiguitos utilizándolo. ¿Cómo no amarlo? ¿Cómo no defenderlo?

Pero hay que desenchufarse un rato y voltear a ver a la experiencia. Entender que existe algo más allá de un secuestro. Yo considero a Villoro de los mejores retratistas -en letras- de la sociedad mexicana. Algo sabe el viejo lobo y por eso, escucharé lo que tiene que decir.

Mi berrinche, puede ser kilométrico, pero también puede rebotar y no regresar otra cosa que eco. Me convertiría en un pinche twitter que lo mismo insulta a Calderón o a PauRubio.

Sigo pensando que el internet es el medio, no el fin. Hoy, Hernán lo dijo con sabias y hermosas palabras:
Es posible que en los últimos diez años hayamos perdido un poco de esa dicha, todos sentados a solas delante de un monitor. La nueva parafernalia, las primeras lucecitas de internet nos enloquecieron bastante. Dejamos de oler tinta con pasión, dejamos de escribir textos largos, los medios se convirtieron en empresas tristes, accionarias, reaccionarias. Perdimos el estatus de lectores y nos convertimos en la moneda de cambio entre el multimedio y el aupiciante. Entre el hambre y las ganas de comer.

Pero al mismo tiempo es verdad: el mundo digital es mejor que el analógico. ¡Pero solamente en sus formatos y en su velocidad, por el amor de Dios! No en contenidos, no en serenidad.
La verdad es que no me gusta el muro que se está levantando entre las letras cibernéticas y las letras en papel. Ya bastantes barreras tenemos como sociedad para añadirle una más. Por eso, me siento orgullosa de gente como Ángel BC, un caballero que se montó al corcel y está dispuesto a aguantar a los viejitos que piden una mayor explicación y a las viejas histéricas que exigimos programas de contenido menos explicativo.

Hay evidencias que no todo está tan perdido. Escritores respetados como Chimal o BEF montan con mayor gracia y soltura este caballote. Amontonados y bien amiguis, llega el pelotón monero / webcomiquero organizando pedas, exposiciones y congresos. ¿Y los bloggeros escritores?

No puedo dejar de mencionar el fenómeno que es Hernán Casciari. El caballero más pesado -y no sólo por su tamaño- del blog en español. Para los lectores que han vivido haciendo granjitas de facebook, les cuento. En el 2000, abrió un blogonovela sobre una mujer gorda. El sitio tenía tantas visitas que tiró el servidor. De ahí vinieron libros, publicaciones semanales en periódicos y revistas y otra de teatro. Hernán lo tiene muy claro; lo que quiere es escribir de lo que le da la gana y vivir de ello. Ahora, quiere distribuir su revista (sí, de papel) por el mundo y bajo sus reglas. Yo predigo éxito en la misión. Sus últimos posts en Orsai son realmente inspiradores. Tanto, que deberían dejar de leerme y largarse de aquí.

A los que siguen aquí (gracias, snif) les aviso. Debido a esa reflexión Villoro-Casciariezca, este blog, que nació como un sitio personal, cambia en cuanto su contenido. Ya sé que me lo cargo a cada rato, pero siempre lo retomo como un diario de quinceañera. Desde mañana, el exhibicionismo se queda acá. Probablemente, aquel sitio sea actualizado con más frecuencia. Tengo ese ególatra vicio de ser la protagonista de mis letras. Esta vez, tampoco haré borrón y archivado. No tengo tiempo, já.

Por el momento, aquí dejo el tema. Por último, sería bueno saber, si hay alguien ahí o que tanto rebota el eco.

6 comentarios:

Angel B dijo...

Antes que nada, no sé como agradecer la referencia. Ahora nada mas falta que los viejitos lleguen y estoy seguro de que asi será ;)

Como bien señalas, esa división entre las letras de árboles muertos y de electrones domésticados no es agradable. Me pregunto si no nos está tocando ver la transición lenta y no siempre agradable de una forma de trabajar a otra. El radio a la música viva, la TV al radio, el cine hablado y a color al cine mudo. Todas estas transiciones han tenido resistencia y al final, excepto por el cine mudo, todas han sabido darse y encontrar su lugar. Es de esperarse que aqui pase lo mismo. Y vale la pena notar que los que mas lloran y patalean en estos casos son los que comercian con los medios, no tanto los autores. Esos, tras menos tiempo adoptan las nuevas posibilidades y nos muestran por donde ir.

Yo por lo pronto, sigo todos tus blogs, incluso a tu nuevo niño terrible en Posterous. Y cuando publiques tu primer libro lo voy a comprar, sea en pdf o en papel. Eso no hace ninguna diferencia hoy en dia. Como he dicho antes, el buen contenido se lee dondequiera que esté. El malo se ignora también esté donde esté.

Un abrazo :)

En otras noticias ¿Fui el primero? Wow.

zonico dijo...

jajajajajaja choteadora.

El pedo es que esa "elite" se siente amenazada por los "escritores" online. Aunque tienen un chingo de razón en señalar que hay un PUTERO de basura saturando la red. Creo que tu frase "internet es el medio, no el fin" resume perfectamente lo que quieres decir, o sea, hubieras twiteado eso y te hubieras ahorrado todo el post weeeee

¿Sara? dijo...

Como dicen en mi tierra...

¡Marica estas loca!

Pero bien Rox, te soy sincera no me la paso acá en tu blog metida pero más de una vez me he metido a leerte y a apaudirte en silencio (¡zas! que jalabolas soy XD)

No me fui en el penúltimo párrafo porque yo también ando siguiendole los pasos a Hernán =p (y gracias a ti fue que lo descubrí)

Bueno, muchos exitos y lo voyeur me lo llevo para tu posterous ; )

Stazione dijo...

Sí hay alguien leyendo. Siempre hay alguien.

Me gusta tu blog, muy alivianado y sin stress. Cómo lo que necesitamos leer mas seguido (más que las noticias mochas de las tierras jalisquillas)

Saludos desde GDL.

Jorge Andrés Hernández Álvarez dijo...

Awebo que el internet es el MEDIO y No el fin, hay una desvalorización de mucha información electrónica pero las nuevas generaciones, que son las importantes, obviamente estan afectadas directamente por esta colectividad virtual de información que creece con el pasar del tiempo.
La respuesta no está en la tv o en la religión mucho menos estudiando derecho.

jaja Saludos morra =D

El Rufián Melancólico dijo...

Ayer vi una revista literaria de los años noventa, encontré ensayos de ocho páginas y me maravilló que se pudiera escribir tan largo. Luego más bien me horroricé de la cultura de la escritura tan corta e inmediata. Y ora que te leí me dejas repensando en lo que siempre merodea: hacen falta más mesas de gente hablando de literatura y menos TimeLines... Contradiciéndome, ¿cuál era tu cuenta tuiter? Te andaba buscando por ahí para consultarte de algún tema. El post mueve, por eso será que está bueno.